Rainer Werner Fassbinder


el genio alemán

1. ¿Cuál es la temática del cine de Fassbinder?

La respuesta a esta pregunta puede encontrarse en el artículo Ocho claves para entender el cine de Fassbinder de la sección del web Artículos y documentos sobre Fassbinder. No obstante, y para cumplir con el sentido de esta FAQ, nos referiremos a esta cuestión de forma más resumida y directa.

La soledad, la desesperación, el miedo, la angustia, la búsqueda de la propia identidad y la aniquilación del individuo por los convencionalismos, el amor no correspondido, la felicidad soñada y el deseo tortuoso, la explotación de los sentimientos y su equiparación a una mera y simple transacción comercial, las pasiones íntimas como forma de retratar una época (la de la Alemania de los setenta que aún arrastra las consecuencias de la posguerra, "de la democracia que recibió como regalo") y dar testimonio de sus grietas económicas, políticas, morales y sexuales, son los grandes temas del cine de Fassbinder... en el que casi siempre tendrá un protagonismo esencial la mujer, figura que le servirá de excusa para poner de manifiesto los mecanismos opresivos que se dan en la relación de pareja, para plantear diversas fórmulas de emancipación femenina, y para representar a la mismísima nación alemana en sus films sobre la era Adenauer a través de tres heroínas "que pugnan por sobrevivir a los estragos del pasado".

Sobre la temática del cine fassbinderiano, Domènec Font afirma: "Es inútil buscar en este autor grandes declaraciones de principios, menos aún la regeneración de la tesis moral (...) Cualquier razonamiento teórico sobre las pasiones termina interiorizándose en el relato mismo y en su puesta en escena. Fassbinder sólo quería que le quisieran. De ahí que se agotara hasta la extenuación haciendo cine, aspirado por los mismos conflictos que sus personajes, moviéndose en sus parámetros de soledad y desmesura, sintiéndose próximo a sus desgarros, y con esa idea de Adorno (personaje que el director germano probablemente no amara pero a cuyas reflexiones estéticas debiera sentirse próximo) acerca de que las heridas tienen siempre una reserva de catarsis".

Volver - Continuar